CÓMO SUPERAMOS EL STRESS


EL STRESS ¡no, no es forzosamente… un enemigo de su salud!

Por Bárbaro González

Cuando me decidí a investigar y escribir sobre este tema fue porque casi diariamente escuchaba compañeros de trabajo en las calles y medios de comunicación hablar que estaban muy estresados o deprimidos, pero cuando escuchamos la palabra Stress, pensamos en agresión, irritación, excitación excesiva. Y pues peligro para la salud. Pues bien mis queridos amigos y amigas, desengáñese, el STRESS NO ES FORZOSAMENTE SU ENEMIGO, es al contrario, necesario para la vida, el resorte que nos da la energía de actuar, la fuerza de levantarnos por las mañana y cumplir todo lo que tenemos que hacer en la jornada, ir al mercado, al trabajo o tomar el auto para llevar a su familia a pasear.

Sin stress no podríamos hacer nada, no tendríamos deseos de nada. Nos hundiríamos enseguida en el aburrimiento y en la muerte.

¿Qué pasa en el organismo para que, bajo el efecto del stress, no tengamos fuerzas para actuar?

Toda una serie de reacciones acarreadas por una producción acrecentada de Hormonas, de las cuales la más importante es la Adrenalina, la Hormona del Stress, segregada por las glándulas suprarrenales que cubren los riñones.

Este exceso de adrenalina provoca una aceleración del ritmo cardiaco (el corazón palpita mas rápido) y una liberación de sangre, grasa y azucares almacenados.

RESULTADO: Los músculos, mejores alimentados, funcionan mejor; Uno se siente más fuerte y corremos más rápido. El objetivo de esta maniobra es hacernos más eficaces frente a una agresión, cualquiera que ella sea.

Solo hay ciertos límites que no se pueden sobrepasar para no caer en el “STRESS NOCIVO”.

Por causa de un shock importante –una gran alegría, un susto o un hecho lamentable- la descarga de Adrenalina llega hacer demasiado fuerte. Al cabo de cierto tiempo, este exceso hormonal fatiga al corazón y los vasos, lo que aumenta las enfermedades cardiacas (infartos principalmente) responsables de alrededor de 200 000 muertes al año.

Ahora el “stress nocivo” es también la acumulación de pequeños stress repetidos, de nuevo las contrariedades, las frustraciones, las pequeñas mezquindades de todo los días.

Cuando las divergencias conyugales se hacen presente, cuando el ambiente de trabajo cuando se hace mas insoportable, se corre el riesgo de ser victima de una forma de stress mas disimulado: El stress-crónico ¿Cuáles son los efectos en el organismo? En este caso, otras hormonas son segregadas: En primer lugar el Cortisol, producido por las glándulas suprarrenales. Cuando se produce por gran cantidad, se provoca sobre todo una disminución de las defensas inmunitarias. Es por eso una persona victima del stress permanente es mas propensa a infecciones microbianas o virales. También mas que otras, amenazada por la depresión nerviosa.

Todo esto para hacernos comprender que, en pequeñas dosis, que, en stress es bueno pues nos empuja y nos da los medios para actuar.

Por otra parte, en fuertes dosis, cuando nos invade, es nocivo. Exactamente pasa con el Colesterol, como cuando hay uno bueno y un Colesterol malo, hay buenos y malos stress. Lo que cuenta en los dos casos, es evitar el exceso. Lo ideal es aprovechar el “Bueno” y combatir al “nocivo”.

¿Cómo es posible para el stress? Y primero que todo, ¿Cómo saber si tenemos demasiado stress? ¿Cómo podemos medirlo?

No hay necesidad para esto, de hacerse un análisis de sangre. Pues existe una cierta cantidad de signos característicos de exceso de stress, que usted puede darse cuenta y al mismo tiempo podrá controlarlo y son tan interminables que deben decirle: “Pare, Peligro” es momento de calmarse.

¿Cómo combatir el Stress Nocivo” según la Dra. Aracelys León Especialista en Medicina Interna y Gastroentologia y profesora de la Universidad de Ciencias Médicas de la Habana:

Claro, en ciertas circunstancias –luto o lamentables accidentes automovilísticos, por ejemplo- un tratamiento medico a base de tranquilizantes o de medicamentos antidepresivos, siempre prescrito por el medico, ayuda a pasar la crisis, pero no son medicamento que se puedan tomar de por vida.

La Dra. León nos recomienda siete consejos del psiquiatra Francois Lolord, de su libro “10 consejos para vivir bien con su stress”:

1.- Comprenda que el stress no es una enfermedad, lo importante es no dejarse invadir por el.

2.- Para esto, comience por tratar de descartar todo lo que lo estrese. Haga una lista: Ejemplo: Demasiado trabajo, problemas familiares, etc. Después trate de resolver los problemas uno por uno.

3.- Organice su tiempo. Tener un trabajo por hacer en un periodo muy corto es estresante.

4.- Ya sea en la casa o en el trabajo, si cualquier cosa le molesta, dígalo. Nunca guarde para así algo que le moleste. Sin molestarse explíquese. Hay seguramente una solución a sus problemas.

5.- No tome su sueño por realidades. Si usted no puede permanecer despierto hasta tarde en la noche como lo hacen sus niños, acuéstese mas temprano.

6.- Haga mas ejercicios físicos, camine al menos, media hora todos los días. Es un excelente medio de “QUEMAR” el exceso de energía.

7.- Aprenda a relajarse, para esto, instalase en un butacón o de tenderse en un lugar tranquilo. Inspire profundamente y retenga el aire contando hasta cinco, después expire por la boca relajándose al máximo. Repita esto de cinco a seis veces seguido.

Sepa que un kinesiterapeuta, puede enseñarle, en algunos minutos, otro ejercicio es muy simple que le permitirá relajarse en cualquier lugar, ya sea en su casa, en su oficina, o en su auto ¡no será mas que el tiempo que usted espera ante la luz roja de un semáforo!

LOS SIGNOS Y SINTOMAS QUE LE DICEN “PELIGRO”

1.- Usted esta fatigado desde que se despertó y no tiene ningún deseo de bañarse, asearse o de vertirse.

2.- Usted esta mucho mas nervioso e irritable que de costumbre. La menor observación lo pone alterado.

3.- Cualquier cosa lo angustia, por ejemplo: No encuentra sus llaves, y , en lugar de buscarla calmadamente solo piensa en las catástrofes que esto va a engendrar.

4.- Usted tiene trastornos en el sueño, dificultades al dormirse desvelo en las noches, durante las cuales da vueltas a sus preocupaciones.

5.- Perdida de la memoria: Nombres familiares se le escapan o números de teléfonos que de ordinario usted conoce muy bien.

6.- Trastornos digestivos: Gastritis, Inflamaciones, Crisis de Cólicos, etc.

7.- Problemas en la piel: Enrojecimientos, Granos, Picazón sin causa aparente.

8.- Una caída brutal del pelo.

9.- problemas sexuales: Frigidez o Impotencia (Se dice que las preocupaciones mata el Amor).

10.- De ser una mujer con trastornos ginecológicos: Ausencia de menstruación por ejemplo.

Si usted presenta uno solo de estos trastornos, no vacile en visitar a su medico.

¡A veces, la angustia es muy mala, pero el stress no es nocivo!

Anuncios

One Trackback to “CÓMO SUPERAMOS EL STRESS”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: